Quantcast
Channel: Libros y Letras
Viewing all articles
Browse latest Browse all 14558

A Jamaica sin camisa

0
0
Armando Orozco T.
(…) Era esbelto como la palabra Héroe y tenía ojos de relámpago libertador. Se llamaba Simón…

Su corazón se dilataba de un modo pavoroso. Su corazón tomaba la forma de un continente.

Vicente Huidobro (Chile-1893-1948)

Bolívar enemigo de las guerras fratricidas, en las que lo compromete el gobierno neogranadino de la Patria Boba, inauguradora de las guerras civiles en Colombia. Que como escribe José María Espinosa, el abanderado de Nariño: “No hay duda que la República estaba entonces en el noviciado del arte de derramar sangre en que hoy es profesora consumada. Tal vez por esto la llamaban Patria boba.”

Primero con la toma de Santafé, y luego de Cartagena de Indias, donde debía  ir  Bolívar con sus tropas dadas por el Congreso federalista de Tunja, a doblegar a Castillo y Rada, y  luego a Santa Marta. Decide en el Cuartel de la Popa el 8 de mayo de  1815, despedirse de su  ejército, diciéndoles:”…ningún tirano ha sido destruido por nuestras armas…”  En ese momento el Libertador manera visionaria se da cuenta de que militarmente quedarán sus tropas disminuidas en estos combates fratricidas, para  el enfrentamiento inevitable contra el ejército de Fernando VII, que viene  de España preparado para la reconquista.

Sin un centavo y con una sola camisa, como se lo manifiesta en una misiva a un amigo inglés, se va para la isla de Jamaica: “No tengo ni un peso, y la lavandera, que es un alma paciente, se niega a lavar mi única camisa…”  Allí , después de pasar muchas desgracias, fue  acogido por Julia Cobier, rica viuda dominicana, que lo cobija una noche  en su cama, lo salva de un  atentado, como años después en 1828, lo hiciera Manuela Sáez, la inquieta quiteña. 

En la isla caribeña el 6 de septiembre, Bolívar reflexiona, escribe y publica, La Carta de Jamaica. En ella repasa la historia de la conquista, la colonia y sus abusos que dan motivos a la búsqueda independentista. Hace un balance del movimiento revolucionario en varios países latinoamericanos. “…La muerte, el deshonor, cuando es nocivo, nos amenaza y tememos todo lo sufrimos de esta desnaturalizada madrastra”.  Dice también, que la lucha americana representa: “el equilibrio del mundo”. Y fija la naciente y vaga identidad de las nuevas naciones, expresando poéticamente: “Somos un pequeño género humano”. 

Al final de la Carta o” Contestación de un Americano Meridional, a un caballero de esta isla”, profetiza acerca del futuro de estos países, anunciando la unión de Venezuela con Colombia para que surja una nueva nación,” que se llamaría Colombia como un tributo de justicia y creador al creador de nuestro hemisferio.”   Al final del  Mensaje a Henry Cullen, Bolívar  formula  un anhelo con su delirio de poeta: “¡Qué  bello sería que el istmo de Panamá fuese para nosotros lo que el de Corinto para los griegos!”…”Ojala que algún día tengamos la fortuna de instalar allí un augusto congreso, de los representantes de las repúblicas, reinos e imperios, a tratar y discutir sobre los altos intereses de la paz y de la guerra con las naciones de las otras tres partes del mundo!” También manifiesta  el libertador en este documento de doscientos años, que la unión de estos pueblos: “no es posible…porque intereses opuestos...dividen a  la América”.

Intereses opuestos, que no son más que los dos modelos de las diferencias sustanciales: económicas, políticas, culturales y  sociales, representados por el  capitalista salvaje neoliberal, y el socialismo del siglo XXI, que  avanza a con dificultades colosales de todo tipo, hacia un progreso latinoamericano más prospero.                                                    


Alegría de Pio


Viewing all articles
Browse latest Browse all 14558